fbpx

Organizadores responden al escándalo de la pizza en la Feria Buró

La llegada de la Feria Buró a Bogotá fue anunciada con entusiasmo por varias celebridades colombianas y medios de comunicación. Sin embargo, la celebración del evento bogotano de emprendimientos se vio opacada, tras el escándalo que involucró una porción de pizza y un vigilante.

A través de redes sociales, Pablo Matiz, un joven que trabajó como miembro del staff de la Feria, denunció que los organizadores se negaron a darle un plato de comida a un celador. Ante la negativa de un pedazo adicional de pizza, el joven le propuso a la gerente darle su pedazo al celador que había estado todo el día con él afuera del Gimnasio Moderno.

Sin embargo, la respuesta de María Alejandra Silva, cofundadora del evento, fue de nuevo no. Además, según denuncia Matiz, la mujer le dijo que si no se lo comía él, no lo podía coger para llevárselo a su acompañante.

Le podría interesar: Hombre de 27 años demanda a sus padres por tenerlo sin su consentimiento

Por su parte, los usuarios en redes sociales no dieron espera a las críticas y rechazaron fuertemente la acción de Silva, señalándole de “miserable” y “muerta de hambre”.

Al respecto, Silva respondió, en la W Radio, que la feria pidió pizza para sus colaboradores, los cuales no incluía los trabajadores contratados por proveedores. Agregó que las porciones estaban contadas para abarcar su staff, pero que lastimosamente, no podía darle comida a las personas que contrataron agentes externos.

Por otro lado, Matiz también denunció por medio de historias de Instagram, ser víctima de agresión por uno de los operarios de seguridad. El hecho ocurrió al día siguiente del incidente de la pizza, cuando Pablo volvió al evento a acompañar a su novia.

Más contenido de la ciudad de CALI


Te podría interesar esta publicación, dale click o tap y mantente bien enterado: