Recomendaciones para tratar el caracol africano en Cali 🐌

CARACOL AFRICANO… EN ÉPOCA DE LLUVIAS AUMENTA LA PROLIFERACIÓN DEL MOLUSCO.

Es por eso que traemos unas recomendaciones para el manejo de este invasor, pero antes una pequeña información sobre el origen de este molusco en Colombia.

El caracol gigante africano se encuentra en el listado de las 100 especies exóticas invasoras más dañinas del mundo, su concha puede medir hasta 10 cm de longitud. Aunque es una especie herbívora, puede comer prácticamente de todo, incluidos excrementos. En cautiverio, también puede consumir alimentos para otros animales, como comida de perros y gatos

Estos pequeños invasores han mostrado su lado destructivo, cuando se trata de los cultivos y flores silvestres. Estos caracoles también son conocidos por llevar parásitos. Uno de los peligros del caracol africano es su baba, pues alberga parásitos que pueden generar complicaciones en el sistema nervioso y daño intestinal en los seres humanos, tanto así que son ilegales tenerlos como mascotas en países, como los EE.UU.

Esta especie había sido detectada hace varios años en Colombia, para ser usado y comercializado por sus “bondades curativas”, pero la multiplicación de este molusco de manera ambiciosa y desmesurada lo convirtió con el correr de los años en un gravísimo problema de salud pública, pero fue a partir de 2011 cuando se ordenó tomar medidas de control para frenar la invasión de esta plaga.

TENER PRESENTE:

  • No tocarlo, en caso de hacerlo debe portar un guante protector.
  • Evitar el contacto con la baba, especialmente con ojos, nariz, boca y heridas.
  • No utilizar el caracol como mascota o carnada.

PARA SU CAPTURA:

  • Sujetarlos con guantes de látex (cocina y quirúrgico), los cuales deben ser desechados una vez se utilicen y depositarlos en una bolsa distinta a la de la basura tradicional. Si se llegan a romper, se debe lavar las manos con abundante agua y jabón y reforzar la limpieza con alcohol o gel antibacterial.
  • Las bolsas para la recolección deben ser de buen calibre y hacerles nudo para evitar que el molusco se salga. En el caso de usar las del supermercado, que sean triples.
  • Después de la recolección, se dispone cal viva con sal para inactivar los especímenes y ayudar al manejo de olores de los moluscos. La mezcla también se esparce en el terreno para evitar el desarrollo de posibles huevos, que en ocasiones no se ven fácilmente. Por cada kilo de cal se utiliza 5 cucharadas de sal para un área de dos metros cuadrados.
  • Sin la debida protección no debe tener contacto con el caracol. Evite tocarse la boca, nariz u ojos.

 La siguiente imagen también son los pasos a seguir en caso de encontrar este molusco, por favor llamar al DAGMA en los números de teléfono 6530869 – 3503150844.

Recomendaciones para tratar el caracol africano en Cali

Más Noticias de Cali


Te podría interesar esta publicación: