Fuera de combate: una batalla más allá del ring

Fuera de combate nos sitúa de frente a una realidad que nadie quiere vivir: olvidar todo y volver a empezar.

La lucha del boxeador protagonista no se libra solo en el ring. En realidad, es allí donde apenas inicia y luego inicia la prueba de su fortaleza mental.

Volver a empezar en la vida, aprender a hablar, comer, y hasta caminar, no es nada sencillo. Pero lidiar con la frustración y el olvido se vuelve algo insoportable en la pareja. ¿Qué harías si tu pareja te mirara y no supiera quién eres?

El drama y la agresividad

Quienes sufren de accidentes cerebrovasculares como el protagonista de Fuera de Combate, pueden llegar a desarrollar episodios de agresividad derivados de su frustración.

Situarnos en los zapatos del boxeador nos hace desarrollar una empatía especial hacia él, que choca en los momentos en que es agresivo con quienes lo quieren ayudar. Sin embargo, al momento de ver Fuera de combate aprendemos una valiosa lección y es que no solo es el paciente el que pone a prueba su fuerza, sino que toda la familia se rompe en cierta medida ante estos accidentes, o situaciones de enfermedad.

Algunas luchas no se pueden enfrentar solas.
Fuera de combate

Como latinos usualmente creemos que la familia es a prueba de todo, pero en Fuera de combate vemos que a veces estamos a un solo paso de echar todo a la basura. No es justo desquitarnos con quienes tenemos en casa, y esperar que siempre estén ahí sin rencores de por medio.

Algunas luchas no se pueden enfrentar solas

Fuera de combate es una película recomendada especialmente para quienes viven situaciones desalentadoras o incapacitantes, e incluso para quienes están cerca de personas con dificultades físicas u accidentes cerebrovasculares. Este relato les ayudará a ver la situación desde la perspectiva del paciente y también desde la perspectiva de la familia.

Esta película es un llamado a la paciencia y un recordatorio de vulnerabilidad. Una señal de ‘pare’ para examinar si en realidad las metas que tanto nos trasnochan son lo más importante en nuestras vidas, o si por el contrario, nos están distrayendo de lo realmente valioso. ¿Qué lucha prefieres tener?

Fuera de combate – trailer: