El MIO contará con 180 nuevas cámaras de monitoreo para seguridad vial y de sus usuarios

Con una inversión de $516 millones, Metro Cali en convenio con la secretaría de Movilidad, instalará 180 nuevas cámaras de monitoreo en 60 buses del MIO con el objetivo de mejorar la seguridad vial en la ciudad y la seguridad de los usarios dentro del sistema. Estos nuevos dispositivos de video se suman a las otras 120 cámaras que desde febrero pasado fueron puestas en funcionamiento, con lo que se completa un total de 300 elementos de grabación en 100 buses padrones del sistema masivo de Cali.

Este programa piloto ha permitido a Metro Cali monitorear comportamientos que conllevan riesgos viales tanto para los conductores como los pasajeros del MIO. También se vigila el exterior del bus en caso de un evento que atente contra la seguridad vial como un accidente o la infracción de una norma de tránsito.

Entre los resultados obtenidos durante el programa piloto llama la atención que a partir de enero de 2018, un mes después de poner en funcionamiento las cámaras, se presentó una disminución del 50% de conductas asociadas a la seguridad vial, conclusión a la que se llega tras observar el comportamiento de los conductores del MIO por cada millón de kilómetros recorridos en los buses que tienen sistema de grabación versus los buses que no cuentan con este.

Entre las conductas no permitidas que presentan una reducción encontramos el cruce de semáforos en rojo, usar celulares o equipos electrónicos no autorizados durante la operación, no uso o mal uso del cinturón de seguridad, transitar con puertas abiertas, ingerir alimentos mientras conduce, dar reversa sin autorización, invadir la cebra o interrumpir cruces de vías con semáforo.

En cuanto al tema de la accidentalidad se observa que a partir del mes de marzo de 2018 los vehículos con cámara empiezan a diferenciarse del comportamiento de los que no tienen cámara, pasando a tener entre un 18% y 25% menos de accidentes por millón de kilómetros recorrido con respecto a los buses que no cuentan con el sistema de grabación.


Figura 2: Infraestructura de equipos y comunicaciones para el sistema de monitoreo de video del MIO.

Entre los accidentes que presentan una disminución se encuentran los que ocurren con vehículo particular, los que se dan entre buses del MIO, con objetos fijos (postes, muros, etc.), la caída de ocupantes dentro de los buses, los atropellamientos y, finalmente, los aprisionamientos en las puertas de los vehículos.

Cada padrón del MIO vinculado al programa piloto dispone de tres cámaras tipo mini-domo y un grabador móvil de video en red que almacena material audiovisual hasta por ocho días, independiente del almacenamiento central. Los dispositivos de grabación están ubicados en la parte delantera de los buses y monitorean la zona del conductor para minimizar el riesgo de robo y vandalismo de los equipos, así como el pasillo y los asientos donde se acomodan los pasajeros del MIO.

Figura 3: Elementos del sistema de monitoreo de video del MIO.

El sistema de monitoreo en los buses tiene la capacidad de transmitir video en tiempo real a través de una conexión celular hacia el centro de monitoreo, ubicado en las instalaciones de Metro Cali, y se complementa con un botón de pánico instalado en el bus que al ser activado genera una alerta la cual puede visualizar el personal del centro de control y reaccionar en tiempo real.

“Hoy damos otra buena noticia para la ciudad porque gracias a esta moderna forma de monitoreo contamos con una operación más segura con menos accidentes e incidentes viales, además, las cámaras son un soporte como prueba judicial en caso de robo o actos vandálicos”, dijo Álvaro José Rengifo Campo, vicepresidente de Metro Cali.

Tipos y posición de las cámaras La cámara de pasillo tiene como objetivo principal monitorear la actividad de los pasajeros al interior del bus, lo cual permite identificar comportamientos riesgosos de los usuarios, contar con material visual para analizar accidentes o incidentes que afecten la integridad de los usuarios como caídas, golpes, atrapamientos, entre otros y comprobar si estos fueron provocados o agravados por incumplimiento de las normas de seguridad vial que controla el ente gestor.

La cámara del conductor tiene como objetivo principal monitorear el comportamiento del responsable de conducir el vehículo y observar todas las personas que ingresan al bus, lo cual permitirá identificar comportamientos riesgosos por parte del conductor, como el uso de equipos electrónicos no autorizados, consumir alimentos durante la conducción, uso del cinturón de seguridad y prácticas de conducción.


La cámara frontal tiene como objetivo monitorear el entorno exterior al frente del bus, lo que permite identificar las condiciones del estado de la vía, señalización vertical y horizontal y funcionamiento de equipos de regulación de tránsito, comportamiento de terceros y comportamiento propio, reduciendo los riesgos de accidentalidad y sirviendo como material probatorio en casos judiciales.

Fuente: Boletín #93 de Metrocali

Más noticias de Cali

Ed Murillo

Fundador y director de esta actualidad total, publicista, estratega digital, convencido del marketing digital... Si quieres conocerme mucho más. te invito a seguirme en mis redes sociales:

Ed Murillo has 4956 posts and counting. See all posts by Ed Murillo