Ni James, ni Messi, ni Ronaldo, ni Neymar… Mundial sin ‘ídolos’.

Estamos a una semana de que se termine el Mundial Rusia 2018, ¡Por fin! Ya no más noticieros abriendo sus emisiones con el resumen de los partidos anteriores. Ya no más Rochi rodeada de borrachos trasmitiendo desde cualquier rincón de Rusia. No más peleas en Twitter por quien es el mejor jugador. Y no más charlas sin sentido. Después del domingo 15 de julio, podemos volver a hablar de cosas importantes.

Pero mientras ese día tan esperado por los no fanáticos del fútbol llega, podemos seguir perdiendo el tiempo un poco más. Hablando de la fiesta más grande que tiene el ‘balompié’. En esta etapa de la competencia, en la que se está a punto de conocer a los dos equipos que jugarán la final, América se ha quedado sin representantes. La situación es tan ‘preocupante’, que incluso, algunos genios de los memes han rebautizado el espectáculo deportivo como la Euro Copa Rusia 2018. Desde el siempre favorito Brasil, hasta México. Los americanos nos quedamos sin representantes.

Nuestros ‘ídolos’ fueron, prácticamente a pasear a Rusia. James Rodríguez terminó lesionado en la mitad de la participación de la Selección Colombia. Y el último partido frente a Inglaterra, le tocó verlo y llorarlo sentado en la banca. Neymar, brilló más por sus dotes dramatúrgicos, que por su destreza deportiva. Será recordado por rodar por la cancha y llorar a ‘moco tendido’. Y no por sus goles. Messi fue otro que dejó mucho que desear en su participación junto a la Selección Argentina. Mientras en España con el Barcelona, es el qué más goles hace y tiene trato, prácticamente de Dios. Con su selección no ha podido triunfar como quisiera. Y eso la prensa deportiva en Argentina, no se lo perdona.

Mundial

La selección mexicana, que fue la gran sorpresa en la primera etapa del Mundial, cuando le ganó a nadie más ni nadie menos que a Alemania. Termino desvaneciéndose y se achicó frente a Brasil. Pero los mexicanos se fueron por la puerta grande. Porque, aunque futbolisticamente perdieron. Política y socialmente ganaron mucho, eligiendo a Manuel López Obrador como su nuevo presidente. Allá no se dejaron engañar con eso de que ‘se iban a volver Venezuela’. ¡Qué envidia!

El hombre de los abdominales perfectos, Cristiano Ronaldo, tampoco pudo hacer que su selección llegara más lejos en el Mundial. Ronaldo que está acostumbrado a ganar, tuvo que dejar su orgullo aún lado, para aceptar que, es grande cuando se viste de blanco, pero que se vuelve pequeño cuando se pone la camisa de Portugal.

Ídolos sin Mundial

¿Por qué esos grande ídolos terminan haciéndose pequeños en estos encuentros mundialistas?

Mundial

Todo pasa por darle responsabilidad a un solo individuo. Cuando en Colombia se habla de la selección, los primeros nombres que surgen son James Rodríguez y Falcao. Este último, tampoco brilló mucho por su participación. Lo mismo pasa en Argentina cuando se habla del seleccionado nacional. Todos ponen sus esperanzas en Messi y este, que no hay duda es un gran futbolista, no puede llevar solo un partido que se supone, debe ser llevado por once jugadores.

Y cuando estos ídolos no cumplen con las expectativas puestas en ellos. La prensa y los fanáticos les dan la espalda. Twitter y Facebook se llenan de críticas y memes burlándose de ellos. Hay tristeza a nivel nacional. En especial en países como Colombia y Argentina, cuya estabilidad social y política ya está bastante quebrantada. Ser eliminados del Mundial, se convierte en un drama al mejor estilo de telenovela mexicana. Y entonces en las calles, se ven las caras largas de inconformidad.

Mientras la Selección Colombia recibía portadas en todos los medios de comunicación. Las muertes de los líderes sociales, solo alcanzaban unas cuantas líneas.

En Colombia, la eliminación de la selección, coincidió con el asesinato casi sistemático de varios líderes sociales por parte de lo que dicen, serían disidentes del paramilitarismo. Pero, como nuestros ‘muchachos’ habían puesto en alto el nombre del país en la fría y homofóbica Rusia. Entonces los noticieros nacionales y los principales periódicos, decidieron, ‘inteligentemente’, darles a ellos el ‘reconocimiento’ que merecían. Total, muertes en este país hay todos los días, ¿no?

Ídolos de cal y arena

Las mejores imágenes después de la eliminación de cada una de las selecciones latinas y de Portugal, fueron aquellas en las que, esos ídolos ‘machificados’, se dejaban llevar por su tristeza y frustración y comenzaban a llorar. Muchos coincidirán en que, no hay imagen más deliciosa y perturbadora a la vez, que ver llorar a un hombre. (Tranquilos que no es cuestión de sexismo). El fútbol logra eso. Logra que los hombres se sientan muy machos, pero que también lloren y lloren mucho. Y si a eso le sumamos que este año el Mundial se hizo en uno de los países más sexistas del planeta, el resultado es, simplemente, sublime.

Cuando un evento tan frívolo y superficial como el Mundial de fútbol, se convierte en motivo de orgullo y a la vez, tristeza nacional, incluso por encima de acontecimientos tan graves como las amenazas y muertes a lideres sociales. Es momento de repensar nuestra prioridades. Y no se trata de vetar de los medios los eventos deportivos. Pero si, de darles el lugar que merecen. Ni más ni menos. Por lo pronto, tanto a Messi, James, Cristiano, Neymar, Cavani, Falcao y a Márquez, les tocará ver la final del Mundial, desde la comodidad de sus grandes casas. Ni modo, en cuatro años, seguro, habrá revancha.

Quizás quieras leer también:  ¡Dios nos ampare de la desnudez femenina!